Los directorios web hoy en día

Es cierto que hoy en día los directorios web tradicionales han perdido la preponderancia que tenían en los años 90 y principios de los 2000. Sin embargo, esto no significa que hayan desaparecido por completo.

Ya no existen grandes directorios mundiales o nacionales como Yahoo! o Dmoz, que tenían un verdadero objetivo de excelencia. Estos directorios, que alguna vez fueron pilares del web, han sido reemplazados por motores de búsqueda más sofisticados y relevantes.

Actualmente, quedan directorios profesionales, limitados a una profesión o a una temática específica, y en algunos casos, directorios regionales. Por ejemplo, algunos directorios especializados aún existen, enfocados en nichos específicos como empresas locales, profesionales de la salud, u otros sectores especializados. Repertorios de empresas como las Páginas Amarillas, que han migrado en línea, continúan proporcionando información sobre empresas locales y sus servicios. Además, sitios como LinkedIn también pueden ser vistos como directorios modernos, permitiendo a los profesionales conectarse y encontrar contactos en su sector.

Sin embargo, su audiencia es bastante limitada y no tienen el impacto y alcance de los antiguos grandes directorios generalistas. Durante mucho tiempo, también se crearon directorios con fines exclusivamente de SEO, para crear enlaces hacia los sitios que estaban inscritos. Estas son estrategias obsoletas, un poco baratas, que hoy en día resultan risibles. Estas tácticas de creación de enlaces a través de directorios están ampliamente superadas y ya no se consideran prácticas de calidad en SEO, salvo en raros casos de directorios realmente especializados y bien diseñados.

Aunque los directorios tradicionales han sido en gran medida reemplazados por los motores de búsqueda y otras tecnologías más avanzadas, todavía existen formas especializadas y modernizadas de repertorios que continúan desempeñando un papel en ciertos ámbitos. Ya no tienen la preponderancia ni la excelencia de los gigantes de antaño, reflejando la evolución y la creciente sofisticación de las tecnologías de búsqueda en Internet.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *