¿El SGEO (Search Generative Experience Optimization) será el nuevo SEO?

¡Qué título tan sugestivo! Este concepto, recién salido del horno de la innovación, promete revolucionar el mundillo del SEO, ese terreno tantas veces inexplorado y lleno de misterios.

La implementación de Google de la nueva herramienta Search Generative Experience (SGE) es un ejemplo perfecto de esto. Con un objetivo: generar una respuesta precisa a las consultas de los usuarios minimizando el número de clics en la experiencia. Detrás de esta evolución se perfila el cambio en las prácticas de SEO, que deberán tener en cuenta los nuevos usos de la Search Generative Experience Optimization (SGEO).

De hecho, la SGE no solo ocupa el primer lugar en la página de resultados, sino también toda la pantalla. A diferencia de ChatGPT de OpenAI u otras IA generativas, esta nueva funcionalidad destaca las fuentes directamente en la estructura de la respuesta y resalta sitios web en un carrusel bien visible al lado. Esto plantea la cuestión del posicionamiento para los sitios web: ¿tendrá esta evolución un impacto en el tráfico en comparación con el SEO tradicional?

Esperamos evoluciones del lado del tráfico

El tráfico de sitios web ya se ve afectado por esta evolución. Un estudio de Search Engine Land, publicado el 5 de septiembre de 2023, revela que las caídas de tráfico varían entre el 18% en el mejor de los casos y el 64% en los 23 sitios web de la muestra. Una magnitud que probablemente será similar con la llegada de la SGE.

En este estudio, dos sitios, a pesar de la tendencia general de disminución, destacaron. Al ser citados frecuentemente como fuentes de respuesta por la IA, estos dos sitios experimentaron un crecimiento exponencial en su tráfico, de un 50% y un 200% respectivamente. ¿Será este caso la excepción que confirme la regla? En cualquier caso, estas primeras conclusiones muestran la vital importancia de aparecer en las respuestas generadas por la IA.

La Search Generative Experience Optimization (SGEO) se suma al SEO

Con tales resultados, es tentador para una empresa desviar su presupuesto de SEO a favor de la SGE. Sin embargo, la SGE no es un silo y oponer la funcionalidad de respuesta generada por la IA a los resultados del SEO orgánico sería un error estratégico. La SGE debe trabajarse como una expansión del SEO más que como un nuevo canal de adquisición por sí mismo.

La SGE construirá su respuesta en la mayoría de los casos a partir de los mejores resultados orgánicos, por no decir del top 10, ya que son garantía de calidad. Al final, el SEO no será reemplazado por la SGE, sino que se convertirá en el boleto de entrada para hacer SGEO.

Parte de la ecuación de un buen SGEO son las datos estructurados

Como habrás comprendido, el desafío futuro del SEO será ser seleccionado por la SGE para aparecer como fuente de su respuesta y/o en el carrusel anexo. Como es habitual, Google mantiene en secreto los criterios que permiten aparecer en la SGE. Si posicionarse en la primera página de resultados sigue siendo evidente, otras optimizaciones serán necesarias.

Entre ellas, los datos estructurados deberían jugar un papel importante. Los contenidos enriquecidos, opiniones, Knowledge Graph y otras funcionalidades, que complementan la experiencia de búsqueda en línea, utilizan principalmente estos datos estructurados. Es muy probable que este sistema de comunicación entre una página web y los robots de los motores de búsqueda juegue un papel importante en el futuro en la formulación de respuestas proporcionadas por la SGE.

Invisibles para los usuarios, estos datos permiten a los robots de los motores de búsqueda entender mejor e interpretar el tema y el contenido de una página web. Para agregarlos en tu sitio, se recomienda usar el formato estandarizado JSON-LD siguiendo las normas de escritura recomendadas por Schema.org.

Esta convicción parece aún más realista ya que, desde octubre de 2023, Google permite a los concesionarios escribir fichas técnicas completas gracias a los datos estructurados. ¿El objetivo? Hacer aparecer en la SERP (página de resultados) un carrusel con toda la información necesaria para la compra: kilometraje, tipo de combustible, sistema de transmisión…

Finalmente, para los sitios de comercio electrónico, tener un flujo de Google Merchant Center con fichas de productos correctamente rellenadas y funcionales será evidentemente otro medio de aparecer en la SGE en el contexto de consultas transaccionales.

La inteligencia artificial generativa va a acelerar la transformación de los motores de búsqueda en una experiencia de respuesta cada vez más elaborada. Así, como la máxima de Lavoisier “nada se pierde, nada se crea, todo se transforma”, hay que ser capaz como profesional del marketing digital de entender y evolucionar con estas nuevas tecnologías y usos.

¡El SGEO se anuncia igual de emocionante!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *